El Informe de Evaluación de Edificios: la ITV que necesita nuestro edificio

Fachada rota_peq

La Ley obliga a los edificios de viviendas con unas determinada antigüedad (en general 50 años, pero en algunos municipios o comunidades se han establecido antigüedades menores) a que realicen una inspección periódica para evaluar posibles defectos y evitar accidentes.

Un técnico competente (actualmente arquitectos o arquitectos técnicos) ha de realizar una visita completa al edificio. Como fruto de esta inspección se elabora un documento,  el informe, que tiene una validez de 10 años y consta de 3 partes:

  1. Una evaluación del estado de conservación del edificio que corresponde con la antigua Inspección Técnica del Edificio (ITE).
  2. Una evaluación de las condiciones de accesibilidad.
  3. La certificación energética del edificio.

De esta forma, la comunidad de propietarios tiene algo parecido a una ITV del edificio. En caso de detectarse anomalías, el técnico especifica en qué plazo deben solucionarse para evitar accidentes como por ejemplo, desprendimientos en fachadas o cornisas, humedades, etc… Es importante este tipo de actuaciones por varios motivos:

  1. Detectar problemas a tiempo y tratarlos con antelación ahorra mucho dinero en reparaciones cuando el desperfecto ya se ha producido. El mantenimiento del edificio no es un gasto, es una inversión a largo plazo.
  2. De no realizarse el mantenimiento del edificio se producirán desprendimientos, fugas en cañerías, humedades, etc. Normalmente, nuestro seguro se hará cargo de los costes de la reparación o daños a terceros. Sin embargo, si no cumplimos la Ley en cuanto a conservación del inmueble, el seguro estará en su derecho de desentenderse de esos costes. Esto también sirve a otras leyes como la que regula la instalación eléctrica (Reglamento Eléctrico de Baja Tensión) o la de conservación de ascensores.
  3. Al tener el certificado energético de todo el edificio, se puede usar para la venta o alquiler de cada uno de los pisos del edificio.
  4. Además, el certificado sirve de referencia para conocer qué actuaciones futuras son las más interesantes para ahorrar en energía (por ejemplo, podemos evaluar si interesa una fachada con aislamiento térmico o una caldera central nueva)

Por último, recordar que para poder optar a una subvención tanto municipal, como autonómica como nacional, nos van a pedir el Informe de Evaluación del Edificio.

El informe tiene una validez de 10 años.

Certifica Norte cuenta con un equipo de técnicos de experiencia en Informes de Evaluación de Edificios. Garantizamos la calidad en el servicio y unos plazos y precios ajustados.

 

Share Button